Excursiones

LA FLOR DE EDELWEISS

La Flor de Edelweiss, también conocida como flor de las nieves, se trata de una flor que crece en pequeños grupos en las praderas alpinas de altura (altitudes entre los 1500 y 3500 m.) de las cordilleras europeas. No tiene más de 10 cm. de altura, con brácteas (falsos pétalos) carnosas y cubiertas de una fina pelusa de color blanco o amarillento.

Su época de floración tiene lugar entre los meses de julio y septiembre. 

Su nombre es de origen alemán, formado por dos palabras: edel -que significa noble- y weiss -blanco-, por lo tanto, se puede traducir como “nobleza blanca”.

Se trata de un ejemplar en peligro de extinción y está prohibida su recolección silvestre, por lo tanto debe disfrutarse en su estado salvaje. 

Por nuestra zona podemos verla en el Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido, el valle de Pineta o en el cañón de Añisclo.

Pero a pesar de ello, ciertas empresas pueden cultivar sus propias plantas de manera legal, para elaborar productos cosméticos con los extractos de esta planta. De esta forma, los consumidores pueden beneficiarse de las propiedades de la flor de Edelweiss; dichas propiedades son: antiinflamatorias, hidratantes y antioxidantes.

Se le han otorgado varios significados simbólicos como la osadía, la valentía y la pureza, todos ellos derivados por su fuerza y resistencia a las bajas temperaturas. Es por esa razón por lo que ha sido utilizada como signo de varios ejércitos durante el pasado siglo XX.

Varias son las leyendas que se han escrito sobre esta flor y una de ellas es la siguiente. 

Cuenta una leyenda que una noche, una estrella le confesó a la luna que sentía envidia de todo aquello que vivía en la tierra y que deseaba abandonar el firmamento para convertirse en flor. En consecuencia, la luna despechada y enfadada decidió vengarse enviándola a una de las montañas más altas de la tierra.

Allí, la afortunada estrella, bañada por el manto blanco de la nieve se transformó en una de las flores más bellas, de pétalos del color de la luna. 

Finalmente se quedó sola, casi imperceptible, en lo más alto de la montañas.

Citar como dato anecdótico, que fue la célebre canción “Edelweiss”, de la película Sonrisas y Lágrimas (protagonizada por Julie Andrews) la que dio a conocer la existencia de esta flor en todo el mundo.

Y por último citar, que una de las peñas recreativas de nuestro municipio tiene este nombre, “Peña Edelweiss”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s